¿Cómo se mide la reputación digital?

Una vez que se tiene claro que la reputación digital es básicamente lo que se dice de una empresa o marca en internet, nace una nueva preocupación, es justamente cómo cuantificarla. Teniendo en cuenta que no se puede medir algo que no se puede controlar ni mucho menos tocar.

En concreto se deben aplicar diversas opciones que permitan saber que tan positiva o negativa es la apreciación de esta marca o empresa en concreto a través de la web. Para hacerlo hay algunas herramientas disponibles que pueden ayudar a mejorar mucho la situación y tornarla en beneficio de la compañía.

Lo primero que se debe realizar es contar con una herramienta que permita “escuchar” lo que dicen en la red sobre determinada marca o empresa, como en todas las áreas aquí también hay una gran variedad de opciones disponibles que pueden ir desde gratuitas hasta bastante costosas, solo es cuestión de encontrar la que mejor se adapte al perfil de la empresa.

Ahora bien, una vez se tiene esta herramienta determinada, hay que configurar cuáles son los canales en los que se quieren buscar estas opiniones. Los métodos que más se utilizan son el buscador de Google por su puesto y el de Twitter, teniendo en cuenta que es la red social donde las personas normalmente comentan más sobre temas tan comunes como el servicio de una empresa o la calidad de un producto.

Luego de tener estos resultados con las menciones claras, es momento de realizar las métricas respectivas, siempre tomando en cuenta que estos resultados no dan una visión completamente exacta de la situación o en este caso de la reputación de una empresa.

El volumen de las menciones se ubica como la primera métrica a estudiar es el volumen de menciones encontrado, ya que este simple número permite determinar el nivel de conversación respecto a un tema o una marca se refiere. La distribución de menciones de acuerdo a la plataforma es también muy importante, ya que permite establecer en cuál de estos medios hay que reforzar la presencia y la atención al cliente.

Igualmente la distribución geográfica de estas menciones es una métrica que las empresas deben tomar muy en cuenta, teniendo siempre presente que el lugar de origen de una marca debería ser donde mayor concentración de usuarios satisfechos tenga.

Finalmente el sentimiento de las menciones es uno de los puntos que las empresas valoran más por estos días, permitiendo establecer cuál es la mayor cantidad de menciones con las que se cuenta, si es positiva, negativa o neutral.