Seguridad Cibernética – Cybersecurity

Saludos,

Después de tantos ir y venir he decidido finalmente especializarme en la materia. Les cuento porqué, creo que el mayor problema que tenemos en el mundo es la falta de confianza, cuando pasó la crisis financiera, que se inició en los Estados Unidos, del año 2008, muchos eruditos en economía daban clases de lo que se debe y no hacer antes de llegar a esos límites, o qué formulas se deben o no aplicar para mitigar el problema, y más importante, salir de ese hueco, de ese abismo negro en el que el Mundo caía a diario.

Bueno, eso era así hasta que los analistas finalmente dijeron algo importante “existe suficiente dinero en las arcas de los agentes económicos, lo que no hay es confianza en el mercado”.

Eso me recordó a un comentario que hizo un funcionario de Hardvard University, le preguntaron que porqué la Universidad no ampliaba su programa de becas para darle más oportunidades a jóvenes talentosos, pero de bajos recursos económicos. El funcionario en cuestión dijo que algo como que la Universidad tenía que ser juiciosa con el uso de sus fondos porque no tenían la confianza suficiente en el futuro de las finanzas de esa casa de estudios, que ellos tenían suficiente dinero para tener la Universidad abierta por muchos años sin ingresos, pero que el futuro es siempre incierto.

Queda clara entonces mi preocupación acerca de la confianza verdad? Miremos lo que pasa en el mundo del Internet. Los creadores de la Red de Redes no que no pensaron en la seguridad, sino que existía tal grado de confianza entre los que se conectaban a las primeras versiones de la Carretera de la Información, que sus niveles de identificación, autenticación, encriptación y tareas similares estaban del lado de aplicaciones militares casi que con exclusividad.

Pero como en la película de Jurasic Park “la vida siempre se abre camino” y entonces lo que fue una red de Universidades en los Estados Unidos, hoy es nada menos y nada más el medio por excelencia con el que mundo late el segundo a segundo.

La manera como ha crecido Internet ha dejado como niños de pecho a quienes elaboraban pronósticos del desarrollo tecnológico tipo la Ley de Moore y otros temas afines. Esto es una explosión de usuarios que explotan toda clase de recursos que caiga en sus manos, y que utilizan tecnología de formas y maneras que los creadores no han imaginado.

Todo ello es fabuloso, lo he dicho en artículos anteriores, lo que tenemos delante es una oportunidad inmensa de progreso. Sin embargo toda esa belleza esconde un riesgo que hay que mitigar, la Seguridad! Para poder mitigar ese riesgo entonces, es mi punto de vista, hay que mejorar, levantar, auspiciar, educar, promover el nivel de confianza entre los usuarios que confluyen al mundo “mágico” de Internet.

Una de las razones fundamentales por la que decidí trabajar con mi amigo Tom Klink, es que él define a su empresa como “manufacturer agnostic”, aclaro que nuestras relaciones con los fabricantes de tecnología son de viento en popa, pero en este mundo real/virtual del Internet el usuario es el que tiene el control, siendo esa premisa cierta, el usuario es agnóstico cuando se trata de marcas.

Grafíco esto con un gigante de la tecnología, Facebook, ellos decidieron diseñar y fabricar sus propios equipos para los Centros de Datos desde donde vive una de las mayores plataformas de Redes Sociales. La razón? la Industria no satisface sus necesidades. Han creado una plataforma que cumple con lo que ellos buscan, y que (corrijan si me traiciona la memoria) es de fuente abierta (open source).

Esto quiere decir, el aspecto colaborativo, que se hacen esfuerzos por elevar los niveles de confianza a través de la colaboración entre pares. Eso me anima a continuar con el esfuerzo, de nada vale el desarrollo de herramientas, protocolos y algoritmos, si todo ello puede ser violentado, usado ilegalmente y luego arruinado generando una serie de pérdidas de toda clase.

Deséenme suerte, colaboremos en este nuevo intento.

Autor: Lorenzo H. Gómez